Uso educativo del Power Point

Leo en el blog Software Educativo una entrada que puede ser de utilidad para la utilización de la herramienta Power Point en las aulas. La complejidad de utilizar esta herramienta no es excesiva, tanto si es la versión de Microsoft Office, como si utilizáis la versión de software libre de Open Office. Sólo que debemos de tener un esquema mental antes de enfrentarnos a la creación de la presentación. De lo contrario, corremos el riesgo de crear una intente tarea que acabe por hacernos odiar esta herramienta. Antes de ello, os planteo una serie de consejos que os podrán ayudar a desarrollar vuestras presentaciones empleando el tiempo justo y necesario para ello. Tres son los puntos esenciales que se enumeran en todo tutorial sobre Power Point:

  • Las presentaciones tratan de ideas, no de textos
  • Leer las diapositivas es un crimen atroz (idea por encima del texto)
  • La gente no puede arreglárselas sin algún tipo de estimulación.
  • Algunas recomendaciones ofrecidas a la hora de utilizar el Power Point (fuente: Software Educativo):


    1. Minimalismo. Reducir drásticamente la información incluida en cada diapositiva. De este modo la audiencia no tiene que leer los textos y comprender los gráficos antes de que pueda empezar a escuchar. La audiencia presta atención al conferenciante y la ayuda visual solo enfatiza los puntos clave de la charla.

    2. Texto mínimo. Tratar de utilizar el mínimo número de palabras y letras en cada dispositiva (si es posible, restringirlo a una o dos palabras). Eso es especialmente necesario si la información es de difícil comprensión. como en el caso de las ecuaciones matemáticas.

    3. Usar la tipografía y el color como elementos señalizadores para proporcionar a la charla una jerarquia y que la audiencia pueda saber en cada momento en que punto de la conferencia se encuentra.

    4. Reutilizar imágenes y textos a lo largo de la charla de forma que se conecten las diferentes partes. De este modo, junto con la recomendación anterior, es más difícil que alguién se pierda y abandone o que, si se pierda, pueda recuperar el hilo de la intervención.

    5. Conocer con anterioridad la siguiente diapositiva. Puede parecer obvio pero no lo es. Es bastante habitual que sea la diapositiva la que “avise” al conferenciante del tema que tiene que tratar en ese momento. Esta estrategia provoca en ocasiones caídas de ritmo en la charla. Además, la sincronización entre la voz y el texto puede ser útil para reforzar ideas (aunque si se repite demasiado puede acabar por ser contraproducente).

    6. Diapositivas en blanco. Es una forma de introducir una pausa y un cambio de ritmo en la intervención y lograr que la audiencia espera algo especial tras esa diapositiva.

    Algunos recursos sobre PPT (Power Point) y PPS (Presentaciones automáticas de Power Point).

    El rincón del Power Point – Diapositivas PPS y PPT EDUCATIVAS

    Cómo hacer una presentación sencilla en Power Point

    Tutorial de Power Point (iniciación)



    About these ads

    Etiquetado:,

    Deja un comentario

    Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

    Logo de WordPress.com

    Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

    Imagen de Twitter

    Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

    Foto de Facebook

    Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

    Google+ photo

    Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

    Conectando a %s

    Seguir

    Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

    Únete a otros 45 seguidores

    A %d blogueros les gusta esto: